Desde P3ND3JO5 (2013) en adelante, el prolífico Raúl Perrone viene despojándose de todos los rótulos previos para convertirse en uno de los cineastas más libres del sector independiente del cine argentino. Con la autogestión como norte, el realizador oriundo de Ituzaingó se traslada ahora hasta los años ’70 para imaginar la decadencia de una familia en plena dictadura militar.

Expiación acompaña a cuatro personajes (interpretados por Cristian Jensen, Inés Urdinez, Gustavo Marzo y Daniela Cometo) durante su encierro en un caserón en el que lo imaginario y lo real difuminan sus límites hasta volverse indefinibles. La nostalgia por un pasado mejor y la certeza ante la oscuridad del presente son moneda corriente en los diálogos de ínfulas existenciales que los intérpretes parlamentan con impostada gravedad ante la cámara.

La presencia fantasmal de la dictadura reverbera en las acciones de esa familia encerrada física y espiritualmente dentro de cuatro paredes. Perrone apuesta a la poesía, a una búsqueda lírica desde el guión y el trabajo visual, para este relato que en sus mejores momentos alcanza una belleza auténtica y poderosa, y en otros se rinde ante el peso metafórico de sus elementos recurrentes (los objetos destruidos, la inundación, las muñecas colgadas), convirtiéndose así en un ejercicio de estilo de un director cada día más seguro en su cruzada por construir una obra ecléctica y heterogénea.

Por lucenpop

Autor y director de las webs: Videoclub CinematteFlix, Lucenpop y Passionatte