Ver precuela de Megalópolis de Francis Ford Coppola: TETROVer precuela de Megalópolis de Francis Ford Coppola: TETRO

Probablemente haya sido uno de los proyectos que más le ha costado a Francis Ford Coppola sacar adelante. Megalópolis es una película del veterano cineasta de 85 años que ha tardado más de una década en salir adelante. La envergadura del largometraje hizo prácticamente imposible conseguir financiación para una historia de corte futurista que, además, ha contado con un reparto plagado de estrellas. A fin de cuentas, probablemente este sea uno de los últimos trabajos del director de El Padrino. Con el anuncio del arranque del Festival de Cannes, en el que participó en sección oficial, llegaba también el de que ya tenía distribución asegurada en España. Una de las películas que más darán que hablar en 2024, aquí todo lo que tienes que saber.

En esta segunda entrega de la renovada trayectoria juvenil del Sr. Coppola, logra una obra libre y arriesgada, donde el cine alcanza su máxima expresión al servicio del espectador que se deja llevar y disfruta de la magnífica fotografía en blanco y negro. Los encuadres, con juegos de personajes entre sombras y espejos, junto con una rica simbología entre planos y acertados flashbacks, crean un onirismo muy gratificante. Todos los actores destacan, aunque quizás Carmen Maura parezca estar un tanto fuera de lugar. La banda sonora también merece elogios.

Como puntos negativos, considero que el guión no está completamente pulido y falla especialmente en su tramo final. Se podría decir que muestra los típicos defectos de una ópera prima: un guión desequilibrado, algunas salidas de tono y momentos poco logrados.

En conclusión, es una película fresca con momentos brillantes, aunque no alcanza la excelencia de obras maestras como “El Padrino”, “La conversación” o “Apocalypse Now”. Sin embargo, está muy por encima de simples encargos como “Jack” o “Peggy Sue”. Creo firmemente que si uno se equivoca, es mejor hacerlo con algo en lo que se crea o se sienta, y tanto “Tetro” como su predecesora “Juventud sin juventud”, aunque no sean perfectas, son películas que valen la pena. Son obras personales y muy cinematográficas que estoy seguro serán apreciadas con el tiempo. Ahora, queda por ver qué nos deparará el futuro de este joven Coppola.

Por lucenpop

Autor y director de las webs: Videoclub CinematteFlix, Lucenpop y Passionatte