Ante todos mis respetos a Gerard Butler, uno de esos actores que solo el paso de los años le hará justicia, ya que de momento no tiene ningún peso en la industria “seria” y está considerado como un simple actor de cine de acción de segunda fila. La realidad es otra pero no voy a explicarla ahora. También mis respetos a Gary Oldman, aunque este no hay que defenderlo de nadie y ante nada.

Una vez dado mis respetos a ambos e incluso podría añadir mis respetos a Toby Stephens, ese clon de Clint Eastwood que no tiene suerte en el cine, hay que decir ya que hablamos de clones que estamos ante un clon de ‘A la caza del octubre rojo’ pero sin Sean Connery, sin John McTiernan, sin Basil Poleoduris y con los equipos de filmación y los equipos de producción del cine digital actual, es decir, ‘A la caza del Octubre Rojo’ hay que quitarle todo ese buen hacer del cine aún de estudios de los 80s, lleno de profesionales en todas las facetas y con cámaras de cine profesionales de alto nivel capaces de dejar esa textura que toda película debería tener.

El filme está entrtenido, eso es cierto, pero no basta con eso, el cine debe aportar algo más como hacía la película de John McTiernan. Hoy nos ofrecen como A películas con una producción que serían C en los años prodigiosos del cine de acción, solo hay que nombrar también ‘Marea Roja’, para darnos cuenta como ha menguado el cine de acción actual. Un entretenimiento digital que no hace daño pero que no necesitas ver.