Ir al contenido principal

Pre críticas de 'Alita' | The Faculty (1998) | Especial Rodríguez | Terror mainstream


Tras Abierto hasta el amanecer, Rodriguez era ya un niño mimado capaz de atreverse con cualquier cosa. Hollywood como es normal vio futuro en este joven e hizo lo que mejor sabe hacer, soltar pasta y convencerlo para que trabajase con ellos. El otro reclamo además del dinero fue regalarle a Rodríguez uno de los escritores de moda y es así, como Kevin Williamson se unió al director tejano en este peculiar slasher de terror tan propio de la serie B que Rodriguez tanto amó.


LOS CURIOSOS 90s

A mediados de los 90 se volvió a poner de moda el subgénero del 'slasher', películas de psicópatas enmascarados matando adolescentes. Clásicos de este tipo de cine serían una década antes cintas como La Noche de Halloween, Viernes 13 o Pesadilla en Elm Street. La encargada de traer de vuelta el subgénero con éxito sería la primera parte de Scream, y al alimón vendrían Sé lo que Hicisteis el Último Verano, Leyenda Urbana, Scream 2 y 3 y muchas otras olvidables. Casi todas ellas tenían un nombre en común, el del guionista Kevin Williamson (Dawson Crece), quien parecía tener un don para escribir este cine de terror destinado al público 'teen'. Una de sus últimas propuestas es The Faculty, que cogía los elementos del citado slasher para combinarlo con el cine de invasiones alienígenas.


Como ya hemos dicho, la dirigiría un Robert Rodriguez recién salido de Abierto Hasta el Amanecer, y la protagonizaría Josh Hartnett, Elijah Wood, Jordana Brewster, Clea DuVall, Shawn Hatosy, Laura Harris, Usher, Robert Patrick, Famke Janssen, Piper Laurie, Bebe Neuwirth, Salma Hayek, Jon Stewart y Christopher McDonald.
The Faculty cuenta la invasión extraterrestre a un instituto de Ohio, y cómo un grupo de pimpollos trataran de evitarlo. La manera de colonizarnos de los alienígenas en cuestión: suplantar nuestras identidades o lo que es lo mismo,  Scream + La Invasión de los Ultracuerpos.
Hay que decir que se nota la mano de la producción Hollywood y por ende, podemos afirmar que estamos ante el film más 'mainstream' y con menos señas de identidad propias de Robert Rodríguez.


Por lo tanto podemos decir que estamos ante un producto típico de esta parte final de la década de los 90, algo superior a lo que ofrecieron sus competidoras Sé lo que Hicisteis... y secuelas de Scream que tan bien funcionaron, pero, al que le echamos en falta más personalidad. A modo personal creemos que el resultado gustó tan poco a Rodriguez que tras él, decidió crear su propio estudio y se volcó en la trilogía de Spy Kids donde únicamente él tenía el control sobre todos los apartados.



 -NO TE PIERDAS...

Comentarios