Ir al contenido principal

La gran campaña de Google en YouTube contra del artículo 13 y por supuesto a su favor | Cinematte a favor del artículo 13


Bajo el lema de salvemos internet en vez de salvemos nuestras cuentas y ganancias, Google ha iniciado una campaña con la que una vez más pretende engañar a su público y a sus "creadores" o trabajadores gratuitos... veamos cual es el tema de la cuestión.


Para empezar hay que decir que es muy difícil que veamos artículos en internet que critiquen la manipulación ejercida con Google con esta campaña y es que, todos dependemos del gran Google para que nuestras webs sigan teniendo un lugar visible en su corralito llamado buscador de Google y de hecho, no descarto que tras este artículo esta web pase a formar parte del cementerio de los blogs olvidados. Pero, esa no es nuestra mayor preocupación en este momento.

Para empezar a hablar sobre la campaña hay que decir hasta que punto es legal que Google nos meta una ventana emergente cada vez que entramos en Youtube diciendo que veamos más información sobre el daño que hará el articulo 13, una información que por supuesto solo "informa" desde el punto de vista de los intereses económicos de Google y lo hace primero mediante rostros de youtubers populares y segundo yendo directamente a alterar la inocencia del público joven de Youtube por supuesto es el más fácil de manipular y, el que más ruido puede hacer en internet y las cotizadas redes sociales.

¿Qué es el artículo 13?

Decir por si alguien no lo sabe, que el artículo 13 lo único que cambia es que ahora hace responsables a los dueños, es decir a Google y su Youtube, a Facebook, Twitter y demás de lo que ocurre en sus plataformas, es decir, según el texto aprobado hasta el momento por la Unión Europea, las plataformas tendrán que velar porque el contenido que alojan no suponga violaciones de copyright. Es decir, servicios como Facebook, Twitter o Google pero también Wikipedia o GitHub tendrán que adoptar medidas y usar técnicas de reconocimiento de contenidos para bloquearlos directamente.
Hasta la fecha, para que se diera la situación de borrar un vídeo debía haber una denuncia del poseedor de los derechos, pero no se monitorizaba la subida de este tipo de contenidos. Con esta nueva ley las grandes plataformas deberán monitorizar el contenido a escala masiva y detectar posibles infracciones.
Seguramente debido al coste de este tipo de monitorización, el requisito del artículo 13 solo se aplica a "grandes plataformas que alojen una cantidad significativa de contenido y que lo promuevan". Quedan por tanto fueras webs más pequeñas, aunque la línea entre un tipo y otra no está bien definida.


¿A quien puede perjudicar?

Y esto amigos como vemos, no altera nada de internet, únicamente altera que plataformas como Youtube tendrán que subir el costo del control de su servicio para no ser sancionadas. Recordemos que hasta ahora lo que hacía Google (u otras) era sancionar a la persona o al canal que subía el contenido que infringía derechos de autor, y en la mayoría de casos lo hacía de la forma más tajante, es decir, cerrando el acceso del usuario y el control a su propio canal, cerrándole  así la posibilidad de subir más videos a Youtube. Curiosamente en muchos de los casos de cierre, el usuario que había creado ese canal, perdía el control sobre él (dejaba de ser suyo), pero no era cerrado por Google realmente, ya que el canal seguía abierto y generando beneficios económicos pero claro está ya no para el autor, sino para Google.

¿Cómo manipulamos al pueblo?

Pues simplemente como el poder siempre ha hecho, abriendo una campaña en la que promover que el fin del mundo se acerca como ya ocurrió con la llegada del Euro o el efecto 2000.
Así, Google recurre a rostros conocidos para decir que las consecuencias de esta ley para los creadores de contenido o para el propio contenido van a ser el fin de plataformas como Youtube o al menos como las conocemos hasta ahora. Y es cierto que la restricción de contenido protegido por derechos de autor podría cambiar radicalmente la parrilla de vídeos que se alojan actualmente en Youtube. Excepto vlogs o contenido directamente grabado, todos los vídeos que utilizan material adicional como refuerzo deberían ser bloqueados.
Entre el contenido susceptible podemos encontrar gameplays, canciones o trozos de una película para ser comentada. Actualmente en Youtube hay miles de vídeos que utilizan este material como recurso sobre el que basar su opinión o trabajo, pero según la UE deberían bloquearse. Algo que para muchos "creadores" de contenido supondría prácticamente quedarse sin vídeos permitidos.
Como ven hemos entrecomillado la palabra creador ya que realmente crear debería ser otra cosa y cierto que se puede crear algo muy original usando el trabajo de otros, pero, seamos sincero, la mayoría del contenido que podemos ver en YouTube son simplemente 'copia pegas' comentados que no tienen ningún poder creativo o de autoría.
También se alega por parte de los "creadores" más jóvenes,  que "muchas veces se hacen referencias culturales a películas, cine, fotos, frases... con lo que el contenido con la nueva ley ya no sería lo mismo, puesto que sin esas referencias culturales comunes que tienen con su audiencia, se perdería mucho de la esencia". Y nuestra pregunta sería cuál es realmente esa esencia creativa.

Recordad que actualmente el filtro de contenido de Youtube se activa ya en muchas ocasiones, pero como reafirmamos, con la aplicación de esta nueva directiva, las propias compañías como Youtube, Instagram o Twitter serían las responsables por lo que la aplicación del bloqueo debe ser mucho más estricta. No olvidemos que cada minuto se suben 400 horas de vídeo y revisar todo ese contenido de manera preventiva no es fácil y sobre todo a partir de ahora, no va a ser nada económico.


Google la mártir propone su solución

Entre los objetivos de Google está la colaboración entre las plataformas y los titulares de los derechos para identificar claramente el contenido que les pertenece. En segundo lugar que exista un mecanismo de notificación previo a la retirada y finalmente una negociación de buena fe donde identificar fácilmente las licencias y los derechos. Google argumenta que hasta ahora con Contend ID ya se gestiona el 98% de los derechos y se han pagado más de 2.500 millones de euros. Lo que no dice realmente es cuanto ha ganado ella con todo esto y cuanto sigue ganando incluso como decimos, con canales que han sido quitado de las manos de sus "dueños"

¿Qué puede pasar con el fin de internet?

Nuestra opinión es que no debe pasar nada de nada, excepto que compañía como Google o Facebook empiecen a ganar menos dinero con el esfuerzo del trabajo de los demás y no olvidemos que en muchísimos casos, ese trabajado que genera beneficios económicos y se disfraza bajo los términos de hobby o actividad voluntaria, es realizado por menores de edad, los cuales seguramente en el 95% de los casos no reciben ningún tipo de beneficio ya que no olvidemos que YouTubers millonarios como 'El Rubius' son el 1% de los creadores de contenido de YouTube, el resto son simplemente "trabajadores voluntarios con aspiraciones a ser un día millonarios", y no olvidemos tampoco, que quien gana siempre es la banca y no el jugador.

Un contenido más original y creativo

Además, como las startups argumentan cada vez que se les acusa que por culpa de ellas hay gente que se va a quedar sin trabajo ya que que van a desaparecer sus puestos, hay que recurrir a la inventiva del ser humano, y repetimos, como argumentan, la gente que pierde su puesto de trabajo por desaparición del mismo debe reciclarse e inventarse de nuevo, ellos y los creadores de contenido de internet, también deberían reinventarse y empezar a crear un contenido más original, más creativo y ya que estamos, más beneficioso para el consumidor, porque para atontar amigos, ya está Telecinco y similares.
Y lectores, despediros de este blog porque tras este artículo puede ser que me cierren el chiringuito. 

-NO TE PIERDAS...
Publicar un comentario